¿Por qué no es bueno utilizar pajitas de plástico?

Desde que surgieran alrededor de los años 60, las pajitas de plástico nos han acompañado en muchas de nuestras bebidas a lo largo de estos años. Sin embargo en estos últimos años hemos visto surgir un movimiento que nos motivaba a dejar de usarlas y optar por otras alternativas. Pero ¿Por qué son tan peligrosas las pajitas? ¿El problema se debe a su plástico y los efectos en nuestra salud?

El peligro de las pajitas de plástico

La principal razón por la que se trata de erradicar el uso de las pajitas de plástico es por el daño que provocan al medio ambiente. Este tipo de pajitas realizadas en plástico no pueden ser recicladas en el contenedor amarillo como otros residuos y en muchas ocasiones terminan en nuestros mares y océanos. Esto supone un gran peligro para los animales como por ejemplo las tortugas que, en ocasiones, las confunden con comida.

Por este motivo en muchos bares y restaurantes ya no utilizan pajitas de plástico y han decidido optar por pajitas en otros materiales como silicona, acero inoxidable, bambú o cartón que tienen mayor durabilidad y pueden ser lavadas y reutilizadas o recicladas. De hecho, en algunos países se están planteando prohibir que en bares y restaurantes se vendan bebidas con pajitas de plástico ya que su impacto ambiental es muy importante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Website

*