La cocina y los residuos que generamos

La basura que se genera en la cocina, tanto en las de casa como en las de locales profesionales, es un importante punto de origen de contaminación. Que se acumulen restos de comida puede suponer problemas de sanidad, debido a que en el cubo de la basura atrae a distintos insectos, incluso roedores. Si no se hace nada pueden llegar a crearse plagas y éstas pueden contaminar utensilios, superficies y alimentos. Esta semana queremos hablaros de los residuos que se generan en ambos tipos de cocinas y qué hacer con ellos.

¿Cuáles son los residuos que se originan en la cocina?

Desechos que se pueden reciclar: Son todos aquellos que se pueden reciclar con los servicios comunes de recogida de basuras de nuestro barrio. Siempre que los separemos de la manera correcta.

• Contenedor amarillo: aquí debemos depositar el plástico, envases brick y envases metálicos.

• Contenedor azul: aquí depositamos el cartón y papel, así como envases de este material.

• Contenedor gris:  aquí debemos depositar aquellos residuos de origen orgánico, vegetales, cárnicos etc.

• Contenedor verde: aquí depositaremos los cristales y vidrios.

Desechos grasos: Principalmente se originan en grandes cantidades en establecimientos, pero también lo encontramos en las casas, un ejemplo es el aceite de freír. Estos residuos, no son buenos para el medio ambiente y hay que reciclarlos. Normalmente, su recogida es llevada a cabo por una empresa acreditada por el Ayuntamiento, otras veces, hay que llevarlo al punto de recogida.

La manera de deshacernos de estos residuos depende de si se generan en una cocina doméstica o en un establecimiento o local. Por ello, en los siguientes post os seguiremos contando qué se debe hacer con los desechos creados en ambos espacios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Website

*